#PorlaNaturaleza

Lima la malquerida

Siento vergüenza de lo que vivimos. Nuestra ciudad es lamentable y en lugar de ponernos de acuerdo para mejorarla nos estamos haciendo mierda. 

Publicado: 2014-08-24

¿Cuánto dinero necesita Lima para dar el salto cualitativo que sus pobladores necesitamos que de? Imposible saberlo si no tenemos claro que es lo que se debe hacer.

Hoy, la sensación es que los problemas principales de la ciudad son la seguridad y el transporte público. Parecería que solucionar el primero depende muchísimo más del Ministerio del Interior que de los municipios distritales y casi nada del municipio de Lima. Pero en realidad, depende del Ministerio de Economía.

¿Cuántos policías más necesita Lima? ¿Cinco, diez, cincuenta veces su dotación actual? ¿Cuántos policías más se necesita en cada uno de los distritos de Lima? ¿Cuál es la organización territorial de la policía actualmente y cuál es la que necesita realmente la ciudad? ¿Debemos seguir promoviendo los serenazgos distritales o debemos eliminarlos para tener una sola institución encargada de la seguridad de la ciudad?

Los limeños estamos realmente perdidos en este punto. El problema de la seguridad de Lima no está en el Municipio de Lima, ni siquiera en el Ministerio del Interior, está, como digo, en el Ministerio de Economía y, paradójicamente, en la Confiep y en los grupos empresariales e intelectuales que soportan doctrinariamente el accionar de ese Ministerio.

En el tema del transporte tenemos por lo menos tres grandes asuntos que resolver: el de la infraestructura vial, el del sistema de transporte y el del fraccionamiento de la autoridad.

¿Cuánto se ahorraría (en tiempo y dinero) si una sola autoridad planifica la construcción y también la reparación de la infraestructura vial de Lima? ¿Qué pasaría si una sola autoridad es la encargada de todo el sistema del transporte de Lima y Callao? ¿Podemos realmente seguir a merced de la voluntad de los alcaldes distritales y de la competencia entre alcaldes provinciales de Lima y Callao?

¿Cuánto dinero se necesita para que Lima y Callao tengan prontamente la infraestructura vial que garantice el movimiento de su población en tiempos decentes? ¿Cuántos años más tenemos que esperar para esto? ¿Qué tipo de diseño institucional requerimos para que esto se pueda ejecutar de manera racional y eficaz?

La solución de los problemas del transporte de Lima y Callao no están en las elecciones municipales. Hay un diseño institucional que se tiene que hacer en algún lado y que debe terminar en una ley congresal y una dotación presupuestal monumental.

El diseño de la institucionalidad política de Lima y Callao ha terminado siendo una enorme payasada. Esto pasa también en todos los departamentos. Demasiadas autoridades con competencias cruzadas y muy malos servicios.

Esta proliferación de candidatos es realmente una vergüenza. Como lo es todo nuestro comportamiento institucional y social. Lima no tiene quien la piense ni la discuta. Ni las universidades, ni los colegios profesionales, ni los gremios empresariales ni los partidos políticos, ni los medios de comunicación. Tampoco existe organización dentro del Estado, una institución, dedicada a pensar el territorio donde vive casi un tercio de la población del país. 

En nuestra ciudad nadie piensa a favor del bien común. La ciudad está jaloneada por intereses particulares. Todos somos combi y nadie quiere ceder el paso.  


Escrito por

Juan Infante

Sociólogo. Experto en temas de desarrollo económico y solución de conflictos. Consultor de empresas. Formador de empresarios.


Publicado en

2032

500 años después del encuentro entre los ejércitos de Atahualpa y Pizarro. Motivo más que suficiente para que todos nuestros traumas estén superados. Terminemos de construir nuestro país. Nos quedan 23 años.